10% DESCUENTO EN TU LIMPIAFONDOS DOLPHIN E HASTA EL 29 DE AGOSTO || TAMBIÉN REPARAMOS TU LIMPIAFONDOS, BOMBA O CLORADOR SALINO || ¿TIENES DUDAS? 966 72 37 60 O [email protected]
blog spa hinchable

¿Cómo limpiar el agua del spa?

Para mantener limpia el agua de nuestro spa hay que seguir una serie de aspectos como, por ejemplo, revisar los niveles de bromo, cloro, PH y alcalinidad del agua, junto con un buen sistema de filtración del mismo. También, es recomendable ducharse antes de entrar en ella y, taparla con una cubierta para evitar la acumulación de suciedad.

¿Cuánto tiempo necesita un spa de filtración?

El tiempo que este necesita, varía según varios factores como la localización, tiempo de uso o número de personas que le den uso. Por ejemplo, uno que se encuentre en el exterior necesitará más tiempo de filtración, de aproximadamente una media de 8 horas diarias. Por el contrario, si este se encuentra en el interior, el tiempo que necesitará será menor con un total de 5 horas diarias de media.

Lo prioritario, es tener en cuenta el uso que le damos al jacuzzi, la contaminación a la que se somete este a lo lago de los días y el número de personas que suelen utilizar nuestro jacuzzi. El total de todos estos factores juntos da lugar al nivel de suciedad que tiene un spa y el tiempo de limpieza que debemos de suministrarle a través de la filtración.

La mejor manera para reducir el exceso de suciedad en nuestro spa exterior, es utilizar una cubierta. Así, conseguiremos que la suciedad producida en el ambiente no caiga aquí mientras que no estamos usándola, además de que nos ayuda a mantener el calor dentro de ella.

¿Qué tipos de filtración podemos encontrar?

Encontramos dos tipos de filtración en un spa: continua y alterna. La principal diferencia aparente es que la filtración alterna funciona con filtros que empiezan y acaban, ajustables a las necesidades del spa. Mientras que los de filtración continua llegan a filtrar el agua continuamente durante todo el día.

A continuación, te explicamos ambas filtraciones más detalladamente:

  1. Filtración alterna: Se puede emplear varios ciclos dentro de ella más rápidos y, durante varias veces al día. El agua no funciona de manera continuada, pero se filtra con mayor rapidez. Además, el spa necesitará tener una bomba potente para realizarla.
  2. Filtración continua: el flujo de agua que emplea es bajo, pero se filtra de manera constante. Este tipo de filtración necesita una bomba pequeña para poder filtrar el agua continuamente durante las 24 horas del día.

Normalmente, en los spas que son convencionales para los particulares, suelen emplear la filtración alterna. Esto debe adaptarse a las condiciones que presente nuestro spa como la temperatura o frecuencia de uso, pero, primordialmente, es más aconsejable seguir las instrucciones que nos proporcione el fabricante.

¿Cómo mido los niveles de bromo, PH y cloro del spa?

Para medir estos niveles debemos de tener un kit analizador en nuestra disposición. Demos de recoger una muestra del agua y mezclarla con los reactivos de nuestro kit. Es muy importante tener un control continuado de estos niveles, debido a que nuestra salud y calidad que tenga el agua depende de ello.

Debemos de tener en cuenta una serie de factores:

  1. Alcalinidad: esta medición es preferible hacerse la primera, ya que el valor de alcalinidad hace variar el nivel de PH. Estas variaciones deben de estar alrededor de los 80 y 120 ppm. Si la alcalinidad es alta, contaremos con problemas de spa en nuestro spa o agua turbia. Mientras que si es baja puede llegar a provocar corrosión en piezas metálicas e irritación en ojos y piel.
  2. PH: es un factor importante porque nos indica la calidad del agua con la que contamos en nuestro spa y, si se regula correctamente, el agua será cristalina. Debe de medirse junto al cloro y, sus niveles óptimos se encuentran entre 7,2 y 7,8. En exceso como si está por debajo de los niveles dados, son perjudiciales para nuestro spa y salud. Si ser encuentra por encima de los niveles pueden aparecer algas en nuestro jacuzzi y agua turbia. Si por el contrario se encuentra por debajo, provocará corrosión al spa y varios síntomas como escozor de ojos y nariz, irritación de garganta y piel, sequedad y picor en personas.
  3. Bromo y cloro: ambos son desinfectantes efectivos. El cloro se utiliza mayormente en piscinas y, el bromo se emplea más en spas y piscinas de agua caliente. Las medidas óptimas para estas son alrededor de 1 y 2 ppm en el cloro y, 4 y 5 ppm en el bromo.

Como podemos observar, para poder disfrutar de un baño seguro hay que llevar un control periódico y cauteloso con las mediciones de todos los factores dados.

Esperemos que disfrutes de los mejores momentos en tu spa, gracias a Grupo PoolPlus. Tu tienda online de accesorios y limpieza de piscinas de confianza.